Menú móvil

El Notario - Cerrar Movil
Revista88

ENSXXI Nº 89
ENERO - FEBRERO 2020


La fe pública en la revolución digital

El que la revolución digital que estamos viviendo ya desde hace algunas décadas haya profundizado y extendido el papel de la fe pública notarial, en vez de restringirla y debilitarla, no entraba en los pronósticos de los modernos augures, quizás con un conocimiento más o menos profundo de las nuevas tecnologías, pero escaso en relación a la riqueza y complejidad de las relaciones sociales. La nueva tecnología ha sustituido y sustituirá aun más, qué duda cabe, antiguas funciones, pero al mismo tiempo abre nuevos caminos que hasta hace bien poco se pensaban impracticables, en beneficio de las personas individualmente consideradas y de la sociedad en su conjunto.

En un mundo con serias asimetrías informativas y con una regulación jurídica cada vez más compleja, el desiderátum para los particulares es conseguir unificar el asesoramiento, la certidumbre y la adecuación legal, de manera inmediata y accesible. Cuando más libre y creativa sea una sociedad más necesidad existirá de ello, y lo cierto es que la revolución digital fomenta tanto esa demanda, como la oferta, es decir, la posibilidad de atenderla, al suministrar a los correspondientes proveedores con nuevos instrumentos con los que profundizar y ampliar su misión tradicional. El desafío es llegar más lejos y llegar más al fondo; es decir, extender la oferta de seguridad a nuevos ámbitos y atenderla todavía con mayor rigor. Al mismo tiempo esa revolución pone a disposición de la sociedad en su conjunto un gigantesco caudal de información gracias al cual es posible fiscalizar que el tráfico jurídico y económico se desarrolle de la manera más limpia y transparente posible, sin que su complejidad pueda servir de cobijo a la criminalidad y al fraude.

El desafío es llegar más lejos y llegar más al fondo; es decir, extender la oferta de seguridad a nuevos ámbitos y atenderla todavía con mayor rigor

En este número analizamos solo un pequeño conjunto de ejemplos recientes relacionados con este fenómeno. La celeridad y comodidad en la constitución de sociedades mercantiles, sin merma de su control; las variadas posibilidades de las copias autorizadas electrónicas; el innovador sistema de prevención del blanqueo de capitales; incluso el exitoso fenómeno de la naturalización como españoles de miles de sefardíes; nada de eso sería posible sin la capacidad de combinar neutralidad, asesoramiento y control de legalidad, por un lado, con las casi infinitas posibilidades que ofrece la nueva tecnología, por otro.
El futuro inmediato nos presentará nuevos retos tecnológicos, estamos seguros de ello, pero también ofrecerá nuevas oportunidades para desarrollar mejor y con mayor alcance esa función tradicional de valedor de la libertad civil y de la autonomía real de las personas, no de la meramente nominal. La historia se ha encargado de desmontar repetidamente el mito de la omnipotencia del “hombre nuevo”, cuya modalidad tecnológica es solo otra cara más; retórica que de manera habitual, no lo olvidemos, ha constituido una mera coartada para el abuso y la explotación de las inevitables vulnerabilidades del hombre y de la mujer de siempre, reales, de carne y hueso. Convertir el riesgo en oportunidad es, sin duda, una responsabilidad compartida.

El buen funcionamiento de esta página web depende de la instalación de cookies propias y de terceros con fines técnicos y de análisis de las visitas de la web.
En la web http://www.elnotario.es utilizamos solo las cookies indispensables y evaluamos los datos recabados de forma global para no invadir la privacidad de ningún usuario.
Para saber más puede acceder a toda la información ampliada en nuestra Política de Cookies.
POLÍTICA DE COOKIES Rechazar De acuerdo