Menú móvil

El Notario - Cerrar Movil
revista12

ENSXXI Nº 12
MARZO - ABRIL 2007

IN MEMORIAM

Otro sensible vacío deja, en el universo del Notariado español, el fallecimiento de Francisco Lucas Fernández, murciano por nacimiento y formación, pero indisolublemente ligado al Colegio Notarial de Madrid, plaza en la que desempeñó la profesión durante casi treinta años, hasta su jubilación en 1994, y desarrolló una intensa labor corporativa, doctrinal y universitaria. Todavía recientemente, el verano del año pasado, dejó en esta sección de la revista huella de su magisterio, en la entrevista que le hizo Tomás Pérez Ramos, y destacó entonces sus cualidades su amigo y vicedecano del Colegio, Ignacio Solís Villa, en una cuidada semblanza.
Deja dos hijos notarios, Francisco José y Javier Lucas Cadenas, pero sobre todo deja una intensa labor doctrinal en los Anales de la Academia Matritense del Notariado, y en una actividad científica que cabe describir como impresionante: quince libros, decenas de artículos, innumerables conferencias, participaciones en cursillos y mesas redondas. Estaba considerado como la máxima autoridad en materia de extranjería, control de cambios e inversiones extranjeras. También era un consumado especialista en arrendamientos urbanos y no es menos extensa su obra en materia mercantil.
Pero, en frase recogida de la semblanza escrita por Ignacio Solís, "por encima de su actividad profesional y científica, en la que ha alcanzado altísimas cotas, para sus amigos lo más importante es que se trata de una excelente persona, con un acendrado espíritu de fidelidad y entrega al Notariado, adobado por un fino sentido del humor". Descanse en paz el ilustre notario, que lega a sus hijos, compañeros y amigos los valores de una tan brillante trayectoria personal, profesional y científica. 

EL NOTARIO DEL SIGLO XXI