Menú móvil

El Notario - Cerrar Movil
REVISTA83

ENSXXI Nº 83
ENERO - FEBRERO 2019

Por: MARIANO GARCÍA FRESNO
Jefe de la Unidad de Análisis y Comunicación del Órgano Centralizado de Prevención del Blanqueo de Capitales del Notariado


FORO INTERNACIONAL

A finales del pasado año el Notariado español consiguió reunir, ante casi cien asistentes, a más de treinta y cinco expertos mundiales en la persecución de los delitos económicos. El Consejo General del Notariado, en colaboración con la Unión Internacional del Notariado, organizó los pasados 26 y 27 de noviembre el Foro internacional “Delitos económicos: la colaboración del Notariado en su prevención y persecución”.

En el foro participaron representantes de organizaciones internacionales (Comisión Europea, Grupo de Acción Financiera de Latinoamérica, EUROPOL, Naciones Unidas, Oficina Antifraude de la Unión Europea), de entidades creadas ex profeso para la lucha contra estos delitos (Europa-Latinoamérica Programa de Asistencia contra el Crimen Transnacional Organizado), representantes de otros países (Junta de transparencia y Ética Pública de Uruguay) y autoridades representando a casi la totalidad de los organismos públicos españoles con alguna vinculación en la lucha contra los delitos económicos (Servicio Ejecutivo de la Comisión de Prevención del Blanqueo de Capitales, Dirección General del Tesoro y Política Financiera, Policía, Guardia Civil, Dirección Adjunta de Vigilancia Aduanera, Fiscalías anticorrupción y antidroga, Centro de Inteligencia contra el Terrorismo y el Crimen Organizado, Fiscalía de la Audiencia Nacional, judicatura, Tesorería de la Seguridad Social, Tribunal de Cuentas, Agencia Estatal de Administración Tributaria, Comisión Nacional del Mercado de valores…).
Además, fue un éxito de público y las casi cien personas que asistieron a la inauguración se quedaron los dos días completos, por lo que, como parte del equipo que se encargó de organizar este foro, puedo estar contento de cómo resultó. 

"En la mayoría de las mesas se puso de manifiesto cómo los notarios, en este caso los españoles, han sido capaces de transformar su actividad para colaborar, de una manera muy activa, en la prevención o en la persecución de estos delitos"

El reto era complicado, puesto que pretendíamos desarrollar siete mesas de debate, con cinco ponentes cada una de ellas, en apenas día y medio en los que se desarrollaba el foro. Si a eso añadimos unas palabras de bienvenida, una conferencia inicial y una de cierre, teníamos un cóctel explosivo, lo más fácil hubiera sido que los tiempos no se hubieran cumplido. Y en general no hay nada más peligroso que un centenar de asistentes a los que les retrasamos la hora de la comida.
Pero afortunadamente todos los ponentes (vigilados de cerca por cada moderador) fueron capaces de concretar en apenas 20-30 minutos todo lo que les habíamos pedido que nos contaran. Y les aseguro que les habíamos pedido que nos contaran cosas muy interesantes, que no son fáciles de extractar en ese tiempo, pero lo consiguieron y además de cumplir con los tiempos, consiguieron que nos pusiéramos al día en cómo se previenen y persiguen hoy en día los delitos económicos.
Las distintas mesas se desarrollaron de forma muy dinámica, pasando por todos los delitos económicos que se nos puedan ocurrir, desde la financiación del terrorismo al mediático blanqueo de capitales, pasando por el delito fiscal, la corrupción, el narcotráfico, el contrabando y los delitos en el ámbito de la empresa. También se tocaron temas más horizontales, como son las dificultades de investigación y probatorias de este tipo de delitos o las dificultades para conocer el titular real de una persona jurídica (lo que siempre se ha conocido como el levantamiento del velo societario).
En la mayoría de las mesas se puso de manifiesto cómo los notarios, en este caso los españoles, han sido capaces de transformar su actividad para colaborar, de una manera muy activa, en la prevención o en la persecución de estos delitos.
Como todos conocen, han ido en aumento en los últimos años las medidas adoptadas para la prevención del blanqueo por parte del colectivo de notarios. Además de estas medidas en este ámbito, se ha incrementado la colaboración en el ámbito tributario, en la colaboración con la Inspección de Trabajo, con la Tesorería de la Seguridad Social, con la Comisión Nacional del Mercado de Valores, con la Intervención General del Estado, y por supuesto con fiscales y jueces.
En el ámbito de la prevención del blanqueo y como consecuencia de la transposición de las Recomendaciones del GAFI y las Directivas comunitarias, los notarios pasan de ser meros sujetos colaboradores en la prevención del blanqueo a ser verdaderos sujetos obligados. Es así como desde mediados de 2003 los notarios dejan el régimen de colaboración que les venía siendo aplicable y que consistía en su deber genérico de comunicar al Servicio Ejecutivo de la Comisión de Prevención del Blanqueo (SEPBLAC) todo hecho con el que se encontrasen en el desarrollo de su actividad y que pudiese constituir indicio o prueba de blanqueo.

"En la Unidad de Análisis y Comunicación del OCP somos conscientes de las dificultades que ha supuesto para los notarios la implementación de este modelo, pero también de las ventajas que ha supuesto su implantación"

El cambio en la posición del notario respecto a la normativa de prevención desde mediados de 2003, junto con las limitaciones de eficacia de las que adolecía el régimen anterior, hacen que el sistema de prevención del blanqueo del colectivo se articule en la actualidad en torno al cumplimiento centralizado de algunas de las obligaciones (examen especial de operaciones de riesgo, comunicación de operaciones sospechosas, formación, colaboración con las autoridades o elaboración del Manual de Procedimientos).
Muchos de los ponentes de las mesas del Foro ya estaban trabajando en temas de prevención o persecución de delitos económicos y vieron nacer el OCP allá por el año 2005. Lo han visto crecer y evolucionar, y señalaron que la información y colaboración que obtienen de los notarios, bien directamente, o bien a través del OCP, es fundamental para sus investigaciones. De hecho, lo tienen incluido en sus manuales de investigación entre las dos-tres fuentes de información más valiosas. Y eso a pesar de que cuando se creó el OCP algunos de ellos pensaron que ese tipo de esquema se había creado exclusivamente para la protección de los notarios. Gracias fundamentalmente a la labor notarial esa opinión se revirtió rápidamente, y la prueba es que, lo que comenzó en el 2005 como un experimento, se convirtió en norma con la publicación del Real Decreto 304/2014, en concreto de su artículo 44, donde se convierte en cuasi obligatoria la existencia de este tipo de órganos y se concretan las funciones de los mismos.
En la Unidad de Análisis y Comunicación del OCP somos conscientes de las dificultades que ha supuesto para los notarios la implementación de este modelo, pero también de las ventajas que ha supuesto su implantación. El hecho de que, de forma centralizada, se cumplan determinadas obligaciones ha permitido que la Administración disponga ahora de:
- Una nueva fuente de información valiosa: los índices notariales (base de datos única con información de todas las escrituras y pólizas autorizadas e intervenidas en el país).
- Un organismo con profesionales especialistas en la prevención del blanqueo que explotan la base de datos, analizan y comunican operaciones de riesgo, en nombre y por cuenta de los notarios, que pueden analizar no solo las operaciones de cada notaría (como ocurriría si no existiera un órgano centralizado), sino las de todas las notarías.
Como hemos comentado, durante el desarrollo del foro se puso de manifiesto la utilidad para las Administraciones de este modelo de prevención, y así se destacó, en concreto, la eficacia de dos grandes fuentes de información, adicionales al Índice único:
- La Base de Datos de Titular Real
- La Base de Datos de Personas españolas con Responsabilidad Pública
La Base de Datos de Titular Real contiene información sobre la titularidad real de las personas jurídicas. La información que suministra se origina en las siguientes fuentes:
- Las escrituras relativas al tracto de acciones o participaciones sociales, que determinan de manera inequívoca quién es el propietario de la persona jurídica.
- Las actas de titular real mediante las que un representante de la persona jurídica manifiesta ante notario quiénes son sus titulares reales.
Por otro lado, el OCP ha creado también la Base de Datos de Personas con Responsabilidad Pública (BDPRP), que contiene los datos identificativos de las personas que desempeñan funciones públicas importantes en España, de acuerdo con la definición que establece el artículo 14 de la Ley 10/2010. En esta base de datos actualmente constan más de 30.000 personas con responsabilidad pública de España y sus allegados. Como en el caso anterior, esta información se puso a disposición de los órganos competentes para desarrollar investigaciones de blanqueo (autoridades judiciales, fuerzas de seguridad del Estado, etc.).

"Y que ese sistema no tenía igual en ningún país del mundo, puesto que la mayoría de registros de titularidad real creados en otros países se fundamentaban en meras declaraciones, sin ningún tipo de comprobación respecto de la veracidad de las mismas"

Tanto en un caso como en otro, varios de los ponentes pusieron de manifiesto la utilidad de estas dos fuentes de información, que junto con el índice único permiten conocer el historial de una persona en el ámbito inmobiliario, mercantil y profesional.
Así, por ejemplo, en dos de las mesas del foro se destacó que la Base de Datos de Titular Real contenía información única en el ámbito de la investigación, puesto que permitía conocer de manera cierta quién es el propietario de una sociedad sin tener que recurrir a manifestaciones de los representantes de la sociedad, sin acudir al libro de socios y por tanto sin alertar al entorno de esa sociedad de que, sobre la misma, se está desarrollando algún tipo de investigación. Y que ese sistema no tenía igual en ningún país del mundo, puesto que la mayoría de registros de titularidad real creados en otros países se fundamentaban en meras declaraciones, sin ningún tipo de comprobación respecto de la veracidad de las mismas.
El sistema ofrece también indudables ventajas para los notarios, que delegan la gestión (y se liberan, en la práctica) de una parte de sus obligaciones (análisis y reporte, en su caso, de operaciones con indicios de lavado, y capacitación) a un equipo de expertos que trabajan en nombre de los propios notarios.
Esas ventajas que señalo aquí las pusieron de manifiesto la mayoría de los notarios españoles (e incluso extranjeros) que asistieron como público al foro. De hecho, una de las frases más repetidas en los corrillos durante los descansos de las mesas señalaba la tranquilidad con la que contaban los notarios españoles por tener detrás un grupo de personas en el OCP dedicadas específicamente a estos temas, para darles soporte, formación y colaborar con ellos en lo que necesiten.
No sé si este foro tendrá alguna edición más, ojalá que así sea, porque creo que la mayoría de los asistentes volvería a inscribirse, todos los ponentes estarían encantados de volver y porque todavía hay muchas cosas que contar y que aprender.

Palabras clave: Delitos económicos, Lucha contra la delincuencia, Notariado.
Keywords: Economic crimes, The fight against crime, Notaries.

 

Resumen

El Consejo General del Notariado, en colaboración con la Unión Internacional del Notariado, organizó el pasado mes de noviembre el Foro internacional “Delitos económicos: la colaboración del Notariado en su prevención y persecución”. En ese foro se puso de manifiesto la importancia de la colaboración notarial para la lucha contra cualquier tipo de delito económico. La creación del OCP, el acceso de las autoridades competentes a la información del índice único y la puesta en marcha de las bases de datos de titular real y la base de datos de personas con responsabilidad pública, han supuesto un salto cualitativo en la labor notarial para ayudar a prevenir y perseguir todo tipo de delincuencia económica.

Abstract

Last November, the General Council of Notaries, in partnership with the International Union of Notaries, organised the International Forum on "Economic crimes: the cooperation of notaries in prevention and prosecution". This forum highlighted the importance of notaries' cooperation in the fight against all types of economic crime. The creation of the Centralised Laundering Prevention Unit, access by the competent authorities to the information contained in the single index, and the launch of real owner databases and the database for individuals with public responsibility have entailed a qualitative shift in notaries' work to help prevent and prosecute all types of economic crime.