Menú móvil

El Notario - Cerrar Movil

LOS NOTARIOS RECLAMAN MAYOR DEMOCRACIA INTERNA

Un 80% de los notarios se declaran partidarios de que el Presidente del Consejo General del Notariado sea elegido directamente y sin intermediarios por todos los notarios en sufragio directo, una vez conocidos las personas y los programas de los candidatos, y no a través de los Decanos de los Colegios como ocurre hasta ahora.
Es un 80% de los notarios, que, frente al 16% a que llega la cuota de los que prefieren el sistema actual de elección indirecta, puede decirse que constituye la totalidad de los notarios que no están implicados o comprometidos de algún modo con el sistema actual.
Así lo determinan los resultados de una investigación cuantitativa realizada mediante encuesta a 302 notarios en activo de todo el territorio nacional seleccionados en una muestra aleatoria estratificada por Colegios y proporcional al número de ejercientes en cada uno de ellos por “Inspire Consultores”, bajo la dirección de Ignacio Wert a instancia de “EL NOTARIO DEL SIGLO XXI”, de cuyo contenido damos y daremos puntual información en estas páginas.

"Todas las agrupaciones y asociaciones notariales, todas, aprobaron por unanimidad que 'el actual sistema de organización del Notariado debería ser reformado'"

Una decantación tan clara implica, según sociólogos y analistas, que la preferencia por el método de elección directa por sufragio universal es claramente mayoritaria en los distintos segmentos de edad, antigüedad y género. Y en todos los Colegios. Y esto a nadie puede extrañar. En esta línea esta la Constitución Española cuyo único mandato en relación con los Colegios Profesionales es que su estructura interna y su funcionamiento deberán ser democráticos. Entender que la Ley de Colegios impone inexcusablemente la democracia indirecta y prohibe el sufragio directo en la elección de presidente constituiría una interpretación aberrante de la Ley de Colegios, que se utilizaría como freno al mandato constitucional de democracia. La ley de Colegios, era un avance, es un texto de mínimos (al menos todos los decanos), la constitución ordena democracia sin trabas ni frenos.
Esta es la aspiración más insistente de la sociedad del siglo XXI, que ha decidido concentrar sus esfuerzos e ideales en profundizar en los principios de democracia y transparencia.
Aún están recientes los debates organizados entre todos los notarios a propósito de la última reforma reglamentaria. Todas las agrupaciones y asociaciones notariales, todas, aprobaron entonces por unanimidad que “el actual sistema de organización del Notariado debería ser reformado con los objetivos de encontrar la eficacia de su funcionamiento y de profundizar en los principios de representatividad y transparencia,… lo que sería de gran trascendencia para el futuro del Notariado y en consecuencia para la función notarial”… “por lo que la reforma de las estructuras orgánicas del Proyecto de Reforma del Reglamento… debería quedar pospuesta”, consenso máximo de todos que sin embargo no fue atendido por el Consejo General del Notariado ni por la entonces fagocitada Dirección General.
Del mismo modo, en las jornadas celebradas en Madrid los días 5 y 6 de mayo de 2007, los más de cien notarios de base de toda España que asistieron, coincidieron en que era necesario profundizar en la democratización del Notariado.

"Al reforzamiento del carácter presidencialista debe corresponder un incremento de la legitimación democrática –elección directa sobre la base inexorable de un programa del Presidente-, y un incremento de los controles democráticos de su actuación…"

Todas las Asociaciones se pronunciaron en igual sentido y así lo decían en los informes que enviaron a la Dirección General:
Asociación Joaquín Costa: “… la ampliación de plazos y la reelección indefinida es un grave retroceso democrático… pide que conforme ha acordado en… diversos Congresos notariales el Consejo debe ser más representativo e integrar Consejeros elegidos directamente para tal función por los notarios…”.
Foro Notarial: “… cambiar la esencia del Consejo General del Notariado convirtiéndolo en órgano de enorme poder exige simultáneamente un cambio en el sistema de elección, como ocurre en toda Europa: mucho poder, elección por los notarios”.
Asociación Independiente: cuyos dos promotores son ahora decanos decía“... no es urgente abordar la organización notarial y menos en los términos propuestos. Al reforzamiento del carácter presidencialista debe corresponder correlativa y paralelamente un incremento de la legitimación democrática –elección directa sobre la base inexorable de un programa del Presidente-, y un incremento de los controles democráticos de su actuación…”.
También la mayoría de los Colegios solicitó ya entonces mayor democratización de las estructuras corporativas (ver “EL NOTARIO DEL SIGLO XXI” de 13 de febrero de 2007) que, tras constatarlo, concluía lamentándose: “Pues bien, la Dirección General de un gobierno socialista, que tiene como libro de cabecera el Republicanismo de Petit y predica la dispersión del poder y un socialismo como no dominación, ha promovido y dictado un Reglamento que rebaja la participación democrática que se toleraba en 1947, y promueve un sistema presidencialista o cesarismo autocrático sin controles ni legitimación democrática suficiente. Vamos, una auténtica recesión o marcha atrás en el proceso democrático general”.

"González Ballesteros La regeneración democrática debe de empezar por la forma de elegir a los componentes de las instituciones básicas"

Y no ha mucho, en el Boletín del Colegio de notarios de Catalunya, su Decano insiste repetidamente en la necesidad imperiosa de aplicar la democracia directa a la elección de los órganos corporativos.
Es una vieja aspiración de la corporación notarial decantada de forma insistente e invariable, en Congresos, Jornadas y Simposiums. Y, como hace pocos días, el 26 de noviembre pasado, decía en una tercera de ABC el catedrático de Derecho Constitucional González Ballesteros La regeneración democrática debe de empezar por la forma de elegir a los componentes de las instituciones básicas.

 

 

El Notario - Rubén Laina Relaño / Antonio López Santalla

Rubén Laina Relaño / Antonio López Santalla El Notario - Comillas

Notas para aproximar el complejo problema de los incendios forestales
El Notario - Ignacio Maldonado Ramos

Ignacio Maldonado Ramos El Notario - Comillas

Cuando un bosque se quema…
El Notario - Manuel González-Meneses García-Valdecasas

Manuel González-Meneses García-Valdecasas El Notario - Comillas

¿Serán los ciber-consejeros los verdaderos business angels?
El Notario - María Dolores García Valverde

María Dolores García Valverde El Notario - Comillas

Servicio doméstico ¿Ahora qué?
El Notario - Francisco R. Serantes Peña

Francisco R. Serantes Peña El Notario - Comillas

Reflexiones sobre el poder fiscal
El buen funcionamiento de esta página web depende de la instalación de cookies propias y de terceros con fines técnicos y de análisis de las visitas de la web.
En la web http://www.elnotario.es utilizamos solo las cookies indispensables y evaluamos los datos recabados de forma global para no invadir la privacidad de ningún usuario.
Para saber más puede acceder a toda la información ampliada en nuestra Política de Cookies.
POLÍTICA DE COOKIES Rechazar De acuerdo